El Kawasaki J125 es un maxiscooter de carácter premium que destaca no sólo por su vistosa carrocería sino también por un potente motor así como por una excepcional capacidad de carga bajo su asiento.

Tras haber comercializado con éxito el J300, la firma japonesa entró en el segmento de los scooter de 125 cc con idénticos argumentos, ya que básicamente se trata del mismo scooter pero diferente motorización.

El Kawasaki J125 utiliza la base del Kymco Super Dink aunque los japoneses han hecho una intensa labor en el apartado de diseño para darle una personalidad propia y de marcado carácter deportivo. Sus acabados son destacables, con detalles como las manetas de freno regulables, la pequeña guantera sellada con toma de corriente de 12v, la completa instrumentación o la pintura metálica entre otros componentes.

El scooter cuenta con un motor de 14 CV de potencia máxima gracias a una moderna mototorización que cuenta con inyección electrónica y culata de cuatro válvulas. Esto lo hace tan válido en ciudad como en carretera, donde ademas siempre se beneficia de una carrocería y una pantalla que contribuyen al confort de sus ocupantes. La combinación de llanta delantera de 14" con la trasera de 13" busca asegurar el compromiso entre agilidad y estabilidad. Cuenta con frenada ABS.

Bajo el asiento el espacio es muy amplio y ello posibilita guardar un casco integral y un ordenador portátil. Cuenta con buenos detalles como una ballesta hidráulica para el sistema de apertura/cierre así como luz de cortesía. Las manetas regulables también son otro destello de calidad así como la tecnología LED presente en su iluminación delantera.